AD_MODELS_WOMAN-CREAM-FOREHEAD_2021
Resumen del asunto

Cuidado facial hidratante: ¿para quién? ¿Para qué?

Tener sed es una sensación desagradable, y no se siente bien cuando le falta agua al cuerpo. ¡Lo mismo ocurre con la piel! Al faltarle agua, la piel sedienta se volverá opaca, perderá su flexibilidad, se formarán líneas de expresión, etc. En resumen, hay que darle de beber, incluso cuando tienes piel mixta o grasa, porque la deshidratación afecta a todos los tipos de piel. Hay varios factores que pueden explicar la deshidratación de la piel: factores externos como los cambios estacionales o la contaminación, así como el estrés, la falta de sueño o una dieta desequilibrada. A veces es una rutina de cuidado de la piel inadecuada o el uso de productos demasiado agresivos, lo que puede explicar la falta de agua. En todo caso, la buena noticia es que se puede remediar fácilmente si adoptas y aplicas las cremas hidratantes adecuadas, que pueden proporcionar a la piel el agua que necesita para volver a tener volumen. Haz clic aquí para saber cómo prevenir la deshidratación de la piel y conocer todos nuestros consejos de cuidado de la piel sedienta.

¿Qué es la piel deshidratada?

Lo esencial en un vistazo:

  • Lo que se ve es lo que se siente: la piel deshidratada pierde su resplandor y confort; incluso puede pelarse. Se siente áspera al tacto. Finalmente, le falta flexibilidad y elasticidad. En cuanto a la sensación, es tensa y no se irrita por nada.
  • Qué sucede: La piel está compuesta por un 70 % de agua, que se difunde constantemente de la dermis (la capa profunda de la piel) a la epidermis (lo que se ve en la superficie). Normalmente, se ponen en marcha mecanismos fisiológicos para mantener la piel bien hidratada: en la dermis y en la epidermis, el agua se capta y se retiene permanentemente para asegurar una buena hidratación de la piel, y el exceso se evapora. Esta evaporación se regula mediante la película hidrolipídica (formada por sustancias grasas y agua) de la superficie, que ayuda a proteger la piel. En el caso de la piel deshidratada, existe un problema de retención de agua. La película hidrolipídica deja de funcionar y la piel se deshidrata.

Siempre dije que tenía la piel seca, porque pensaba que ese era el término que se aplicaba a toda piel. Pero la mía está deshidratada… aunque no tiene por qué ser así. Desde que cambié los productos de cuidado de la piel, que ahora elijo para que sean “hidratantes”, mi piel ha recuperado realmente el confort y la suavidad

Stacy, 48 años.
AD_WEBSITE_EXPERT-DOSSIER_DERMATO_M-AMBONATI_2021

NOTAS DE EXPERTOS

Cualquiera puede tener la piel deshidratada en algún momento. No es una afección patológica. La vuelta a la normalidad puede conseguirse rápidamente con una buena hidratación interna (beber suficiente agua) y externa (utilizar una crema hidratante).

Dr. Marco Ambonati, dermatólogo

Hacer

  • Adoptar una rutina de cuidado de la piel hidratante adaptada que aporte agua, pero también los medios para “retenerla”: esta es la función de los productos de cuidado de la piel ricos en agentes hidratantes. Aplicados a diario, refrescan la epidermis, evitan que pierda demasiada agua y refuerzan la protección de la piel.
  • Bebe suficiente agua (de 1,5 a 2 litros por día) y elige frutas y verduras con un contenido alto de agua, como pepinos, lechuga, tomates, calabacitas, duraznos, piñas, fresas, sandía y naranjas.
    Los alimentos ricos en vitamina E también ayudan a mantener la piel hidratada, especialmente en la superficie. Puede encontrarse en aceites vegetales como el de oliva o el de colza, en las espinacas, en frutos secos como las almendras, los cacahuates y las avellanas, y en el aguacate.

Evitar

  • Protégete del sol incluso cuando no esté visible: cada día, recuerda proteger tu cara y cuello de los rayos UV con una crema solar de alta protección con FPS 50 o superior.

Llevar a cabo una rutina de cuidado de la piel eficaz implica elegir los productos adecuados… y adoptar los hábitos y gestos correctos para ayudar a tu piel cada día. Para calmar e hidratar la piel, elige una rutina que incluya una limpieza suave y terapias específicas. Nuestros expertos te brindan todos sus consejos.

Cómo limpiar correctamente una piel deshidratada

  • Tanto si te maquillas como si no, la limpieza es el primer paso de una rutina de belleza para redescubrir una piel aliviada y preservar su equilibrio.
     
  • Por la mañana y por la noche, para un mayor confort de la piel, utiliza una loción limpiadora (especialmente en invierno) y aplícala con la yema de los dedos. Y, para ahorrar tiempo, no dudes en utilizar un agua micelar con efecto limpiador e hidratante 2 en 1.

¿Cuándo hay que aplicar las cremas hidratantes?

  • Por la mañana, para proteger tu piel, aplica una crema hidratante ligera, que también te servirá de base de maquillaje. Este es el paso más importante para que la piel pueda desempeñar su función de barrera de forma eficaz. Para hidratar eficazmente, también se recomienda aplicar una crema por la noche: la aplicación dos veces al día devolverá a la piel su flexibilidad, suavidad y luminosidad de forma más rápida y duradera.

  AD_WEBSITE_PICTO_BLOC-PUSH-ARTICLE_2021

Más información

Más información sobre la piel seca

Volver al principio